iMP es una versión personalizada de Media Player, que permite a los usuarios acceder a contenidos de primer nivel de interés de la BBC. El servicio en pruebas, protegido por tecnología DRM, servirá para que la dirección de la compañía de TV británica pueda evaluar el interés de los consumidores y de qué manera puede aportar a los objetivos de la cadena.