Esto tiene mucha pinta de ser imparable. ¿Qué pasará el día que los proveedores de contenido descubran que la gente, como dice en anuncio del refresco, hace lo que le da la gana, y que quiere ver la película por medios digitales, en su salón, en su PC, en su media center portátil? Y que existe una tecnología que les da suficiente seguridad como para hacer negocio en este mundo donde los usuarios pueden elegir...

Me parece que ya lo han descubierto...