Aunque no mucha gente lo sabe, hay una versión de Windows especialmente diseñada para supercomputadores (llamada Windows Compute Cluster Server 2003) de la que el pasado día 13 se lanzó la primera beta de la nueva versión 2008.

La idea es dar respuesta a todas las tareas que tienen que ver con la supercomputación, el grid computing, o como queráis llamarlo, y está siendo usado por empresas de muchos sectores. Se han hecho especialmente famosos en prensa los temas médicos (y Microsoft está colaborando en temas como el SIDA o el cáncer), pero también está siendo usado en muchas otras industrias, como la extracción de gas y petróleo, aerodinámica o empresas de inversión.

En el caso de nuestra industria de los medios, hay muchísimas situaciones de las empresas de medios y entretenimiento en las que el avance de este tipo de tecnologías les ayuda en su negocio. Algunos ejemplos que están ahora mismo en marcha podrían ser cosas como el caso de ejemplo que se puede consultar en la web de SGI, y también casos como este, que demuestran la voluntad de bajar el nivel de entrada en costes de soluciones de supercomputación, llegando a sectores en los que antes era imposible, como este centro de formación (Polytechnic School of Interactive and Digital Media) de Singapur.